martes, 12 de agosto de 2014

Aromas...

   La memoria olfativa, la conocen? Con mucha, muchísima frecuencia (más de lo que crees), solemos decir en las calles, en nuestras casas, cocinando, etc., "Ese olor me recuerda a alguien..." o "Así huele las tortas de que hace mi abuela...". Nuestra memoria olfativa se encarga de ir almacenando todo aquel aroma, ya sea dulce, ácido, salado que nos produce gusto o disgusto y así vamos educando el olfato para elegir nuestros perfumes favoritos, para regalarle alguno de estos a alguien que queremos, etc. 



   En el 2010, mi abuelo materno falleció. A lo largo de los años mi nariz se encargó de tomar cada uno de sus olores y siempre que compro chicle lo recuerdo porque él siempre tenia uno a la mano, el olor del cigarrillo entre sus dedos... Cuando estaba guardando sus cosas, encontré una lata de Jean Paul Gaultier, ese aroma que provenía de allí era, con seguridad, su colonia navideña y lo reconocí porque durante algunos años impregnó la casa entera en las temporadas navideñas, desde su cuarto hasta la puerta principal. 


   Sucede que los perfumes no representan solo elegancia y clase, son más que eso. Representan a todas las personas que para bien o mal, dejan huella en nuestras vidas, nos dejan una enseñanza. Así lo veo yo, por ejemplo, siempre que huele a "Darien" (La vendía lo que antiguamente era EBEL - Actual L'bel), o "Musk", a mi mente viene mi papá; los olores a cremas corporales por muy distinto que puedan ser, me recuerda a una de mis abuelas :3

   Cuando vi la película "El Perfume: Historia de un asesino...", hace algún tiempo atrás, comprendí que muchas veces no queremos perder en nuestras vidas aquello que nos causa ya sea felicidad, nostalgia o admiración. Las personas y los diferentes acontecimientos marcan una pauta, un capítulo en nuestras vidas, y los aromas son una parte de ellos, aunque hayamos pasado la página o hayamos querido olvidarles por equis o ye razón, en un momento determinado nos trae su recuerdo.

   Por estas fechas hace más o menos un año, estaba preparándome para asistir al MCM Moda Caracas Moda 2013. Preparé con detenimiento lo que iba a usar pues nunca había ido y quería lucir hermosa, llegó el día y cuando ya estuve lista, tomé un frasquito de perfume, ya el taxi esperaba, corría literalmente, pero estaba emocionada porque ese día era importante en mi carrera como Diseñadora y Fotógrafa. Ya calmada, cumplí con el ritual del perfume. Cada uno de los perfumes que he tenido me trasladan a cada momento importante para los que me los he puesto porque han representado cosas importantes para mi. 

   Escucho a muchas mujeres quejarse por el sistema aromático -"Ese no me gusta, huele a perro mojado"-"los perfumes están carísimos!!"- Y una semana después las pueden encontrar fijo, en Perfumes Factory buscando uno exactamente igual al que criticaron, todo para seguir una moda o para decir que usan tal o cual colonia. Desde mi punto de vista y creo que muchas/os compartimos esa opinión, existe cada tipo de perfume para cada persona, o para cada grupo por generalizar, no todos los perfumes o colonias le quedan bien a todo mundo (excepto la colonia Menen, esa le queda bien a todo mundo :3). Hay mujeres que usan colonia para caballeros y les queda perfecto, como igualmente hay hombres que por error se colocaron una dulce para damas y ese "error" los lleva a comprarse el perfume porque les queda increíblemente bien. Lo que digo es que los perfumes siempre serán más que solo una mezcla de esencias con alcohol, siempre serán más que un artículo de la mercadotecnia fashionista. Fueron, son y serán una parte de nuestra personalidad, de nuestra vida.

 Besos xoxo


No hay comentarios.:

Publicar un comentario